Kóblic, los recuerdos del horror que no dejan de volver

        En la República Argentina, hablar de “vuelos de muerte” eriza la piel. El horror, del que se supo mucho después al menos a nivel de medios de comunicación nacionales, implicaba deshacerse de los detenidos-desaparecidos arrojándolos de aviones en las frías aguas del Río de la Plata. Los primeros que aparecieron en las costas uruguayas, llevados por movimiento del agua, pudieron ser reconocidos por su vestimenta. Entonces se decidió arrojarlos desnudos, dormidos o adormilados por el pentotal sódico que se les administraba, porque fueron arrojados vivos. Muchos aparecieron también en las costas de Argentina, en las playas de la Provincia de Buenos Aires. En su momento, las autopsias que se realizaron a los primeros cadáveres y que luego fueron prohibidas, hablaban de cables y alambres que sujetaban sus manos, de torturas reiteradas, de golpes, de huesos rotos. De destrucción del cuerpo de lo que el Proceso de Reorganización Nacional consideraba “el enemigo interior”. Fueron enterrados en fosas comunes, y el Equip Argentino de Antropología Forense pudo determinar  varias identidades.
        En este contexto, el Capitán Kóblic (interpretado por Ricardo Darín) se refugia en el hangar de un amigo para escapar de este horror sin nombre. Inmediatamente, el comisario del lugar, Velarde (increíblemente interpretado por Oscar Martínez) sospecha que puede poner en riesgo sus “negocios” que compartía con otros militares de la zona, quizá cuatrerismo. Corría el año 1977.
        Kóblic es una coproducción argentina-española del año 2016, cuarenta años después de sucedidos los hechos. La Dirección  es de Sebastián Borensztein, y el Guión es de Borensztein con Alejandro Ocón. La música es de Juan Federico Jusid.
        Podemos suponer, entonces, que no es fácil meterse en este trágico tema como son los “vuelos de la muerte”. Porque los aviones, claro está, no volaban solos, alguien los conducía. Y en determinado momento, desde la cabina, había que abrir la puerta para ir arrojando a los detenidos al agua. Pero no daremos muchos datos, para no adelantar el final. Preferimos que los lectores de este blog vean la película por sí misma, ya que la creemos de visión imprescindible. Por la gravedad del tema. Por la memoria. Por la Justicia.
        Claro que los recuerdos nunca nos dejan en paz. Nos siguen allí adonde nos vayamos. Las imágenes del horror vuelven una y otra vez en la mente del Capitán Kóblic, y cada vez tienen mayor precisión. Recorren toda la película. Y además, como dice el dicho, está el tema de “pueblo chico, infierno grande”, y él, que el infierno ya lo conoce, ahora está en boca de todo el pueblo chico: Colonia Elena, en la provincia de Mendoza.
        La pregunta es: ¿basta negarse a cometer una mala acción? ¿termina la maldad negándose a cometerla? Cuando la operación para terminar con los “elementos subversivos” ocupa todo el país (y toda Latinoamérica, según el temido “Plan Cóndor”), una persona sola  puede hacer bien poco con todo ese tsunami de horror. Pero puede decir no. Aunque uno ponga su vida en riesgo.
        En suma, Kóblic es una película estupenda. Excelentemente actuada, con “pesos” del kilaje de Ricardo Darín y Oscar Martínez, muy bien secundados por Inma Cuesta, la actriz española. Tiene una fotografía excelente, y detalles que harán temblar a los amantes del cine: desde planos muy amplios, hasta tomas muy cercanas, como cuando Darín se afeita como preludiando lo que vendrá. Y el detalle de la brillantina, que se pone en el pelo y que era tan común en aquella época. Y la violencia y la tensión permanentes, crecientes, mientras las imágenes de los vuelos de la muerte van cobrando más y más vida, valga la contradicción.
        Porque el horror no cesa, siempre vuelve. Nunca estemos metidos en él, pues jamás nos dejará, nos perseguirá siempre. Bienvenido el cine para indagar en estos difíciles temas, y poner palabras, o imágenes, a lo que sucedió.
        Para que no vuelva nunca el espanto. Para que se haga Justicia.
        Para que NUNCA MÁS.
Ver en Youtube el Informe sobre los Vuelos de la Muerte
https://www.youtube.com/watch?v=1GzSivih1jo
https://www.youtube.com/watch?v=SlEXGN8hMrk

Conozcamos la labor del Equipo Argentino de Antropología Forense, que hoy actúa en todo el mundo
http://eaaf.typepad.com/eaaf__sp/
http://www.taringa.net/posts/info/12979171/Equipo-Argentino-de-Antropologia-Forense-EAAF-orgullo-arg.html
Información sobre la ciudad en COLONIA ELENA
La latitud de la ciudad de COLONIA ELENA es -34.7852 et la longitud de la ville de COLONIA ELENA est -68.2278. COLONIA ELENA ha 1 Código Postal, con sede en provincia de MENDOZA.
http://codigo-postal.es.mapawi.com/argentina/13/mendoza/1/12/m/colonia-elena/5603/11521/

Foto de Velarde
https://www.google.com.ar/url?sa=i&rct=j&q=&esrc=s&source=images&cd=&ved=0ahUKEwil0_W8-4_SAhUIQ5AKHZ71Cc8QjhwIBQ&url=http%3A%2F%2Fwww.lanacion.com.ar%2F1888926-por-que-ver-koblic-la-nueva-pelicula-de-ricardo-darin-en-cinco-imagenes&psig=AFQjCNGvTeuGEkUEjRcttMSJIPmMQjgeZg&ust=1487174628182412

Foto de Kóblic
https://www.blogdecine.com/criticas/capitan-koblic-o-como-redimirse-sin-morir-en-el-intento

¡Compártelo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada